Por María Helena Ripetta

@mhripetta

Son 17 los crímenes cometidos en Rosario en lo que va del año. Son 3000 los efectivos de las fuerzas federales que llegaron a la ciudad para colaborar con la provincia. La mayoría de los homicidios se sospecha que fueron cometidos por bandas narcos, incluso por " Los Monos" liderada por la familia Cantero. Si bien gran parte de ellos está preso, desde la cárcel siguen "manejando" lo que pasa detrás de los muros. También con internas policiales y sicarios. Germán de los Santos, coautor del libro " Los Monos" -en el que describen el ascenso meteórico y despiadado de los Cantero hasta convertirse en líderes del narcotráfico- periodista del diario La Nacion y de la radio Aire de Santa Fe, dialogó con Crónica.


-¿A qué se debe esta seguidilla de crímenes desde comienzo de año?
-Por los métodos que se usan para matar, con el sicario como protagonista, se sospecha que casi el 70 por ciento de los asesinatos que se produjeron este año están vinculados a la trama narcocriminal. Lo que se investiga en la justicia, tras el ataque al casino de Rosario el sábado a la noche, es que hay enfrentamientos entre las segundas y terceras líneas de las principales bandas para expandir territorio, en momentos en que la banda de Los Monos perdió peso y pretende recuperarlo, porque las zonas bajo control para la venta de drogas significan más dinero.


-El ministro de Seguridad provincial Marcelo Sain de alguna manera responsabiliza a los policías desplazados. ¿Eran policías con conexiones con las bandas ?
-Las dos principales bandas que operan en Rosario Los Monos y el clan Alvarado, no sólo tienen contactos sino que altos jefes policiales forman parte de las organizaciones, sobre todo de la segunda. En el juicio por asociación ilícita contra Los Monos fueron condenados nueve policías que pertenecían a la banda. En el caso de Alvarado hay cinco altos jefes policiales que, como en el caso de los Cantero, también eran miembros de la organización. Entre los imputados figura Gustavo Spoletti, uno de los jefes de Drogas Peligrosas durante mucho tiempo en Rosario.

Nuevo crimen narco en   <a href='https://www.cronica.com.ar/tags/Rosario'>Rosario</a>
Apenas un día después del asesinato en el Casino de Rosario, y a pocos metros del lugar, un joven fue asesinado en clave mafiosa.


-¿ Los Monos siguen teniendo poder?
-Siguen teniendo poder pero no con el peso que tenían hace una década. Todos los jefes de la banda están presos, pero desde la cárcel siguen manejando los hilos de la banda, y pasan órdenes a alfiles de Los Monos que están fuera. En el caso de Guille Cantero cometió más delitos dentro de la cárcel que fuera. Suma 53 años de condena en cuatro causas, tres de ellas federales. Y transitó por seis prisiones, cuatro federales y dos provinciales. A pesar de haber conocido gran parte del sistema penitenciario argentino sigue operando desde la cárcel. Ahora está alojado en Marcos Paz y el gobierno de Santa Fe pidió al Ministerio de Justicia de la Nación que lo trasladen a un penal del sur del país.

Los Monos siguen teniendo poder, pero no con el peso que tenían hace una década. Todos los jefes de la banda están presos, pero desde la cárcel siguen manejando los hilos de la banda y pasan órdenes a alfiles que están afuera. 


-¿Los sicarios son de Rosario ?
-Sí, los sicarios son de la misma zona de donde pertenecen las bandas. Son zonas de los márgenes de la ciudad donde desde hace tres generaciones, y de manera ininterrumpida, se fue haciendo más sólido un modelo cultural en el que los pibes aspiran a ser ese chico malo del barrio que transita con su auto y una pistola 9 mm en la cintura. Los sicarios son parte de esa geografía precaria en la que la esperanza de vida se reduce cada vez más por las balas 9 mm.


-¿Las fuerzas federales pueden ser una solución ?
-Las fuerzas federales son utilizadas desde 2014 para apagar las crisis de seguridad. Arribaron en cinco oportunidades gendarmes en los últimos seis años, pero hay unos 2000 estables en Rosario. Es más un bálsamo político que una herramienta para solucionar el problema de fondo de seguridad. Es sólo un complemento, pero ya representa algo más simbólico que otra cosa.


-¿Cómo se vive esta situación en Rosario ?
-Es más una crisis política que social, porque desde 2013, cuando estalló el problema de la guerra narco, la violencia empezó a naturalizarse entre la gente, algo que es lo más peligroso. Y por otro lado, en Rosario se viven distintas realidades, en un mapa fragmentado, donde en el centro de Rosario y en la costa del Paraná no hay problemas de violencia que sí lo tienen los barrios más pobres, de los márgenes, donde se vende mucha de la droga que se consume en el centro.


-¿Los crímenes son mensajes, ajuste de cuenta o búsqueda de generar descontrol?
-Los crímenes de tinte narco no son mensajes sino que responden a la expansión de territorio o venganzas. El ataque al casino el sábado a la noche, cuando estaba repleto de gente, donde murió un hombre que era gerente del Banco Nación de Las Parejas, se interpreta en el gobierno que fue para generar conmoción. El propio ministro de Seguridad calificó el hecho como una especie de terrorismo urbano.

Ver más productos

Lo que todo el mundo busca

Lo que todo el mundo busca

¿Qué es sexteame?

¿Qué es sexteame?

Para fanáticos del Fútbol

Para fanáticos del Fútbol

La historia detrás del robo del siglo

La historia detrás del robo del siglo

Eva Duarte: toda la verdad

Eva Duarte: toda la verdad

Aprendé a usar tu inteligencia

Aprendé a usar tu inteligencia

La otra cara del peronismo: una historia apasionante

La otra cara del peronismo: una historia apasionante

Historia para Chicos

Historia para Chicos

La otra historia del peronismo

La otra historia del peronismo

Alberto Fernández: lo que nadie quiso contar

Alberto Fernández: lo que nadie quiso contar

Ver más productos