Siete toneladas de explosivos fueron secuestradas por la Policía Federal en La Paisanita, localidad cercana a Alta Gracia, Córdoba.

La Justicia Federal ordenó que sean trasladados a la ciudad de Rafaela, en la provincia de Santa Fe, porque se trata de materiales que "pueden generar un peligro extremo a la población" según constataron fuentes judiciales.

El destino es la fábrica Austin Powder Argentina S.A., que es el lugar donde se fabricaron estos materiales.

El traslado fue dispuesto por orden del Juzgado Federal de Córdoba y desde la fiscalía Nº2 de esa provincia informaron que la empresa funcionará como depositaria de estos elementos en cuestión.

Ignacio Salas, presidente comunal de La Paisanita, donde fue encontrado el arsenal, confirmó la decisión de la Justicia aunque aseguró que la medida se toma sólo por problemas administrativos y "de papeles".