El ex juez federal Norberto Oyarbide negó este miércoles las acusaciones del ex presidente de Independiente Javier Cantero, en las que aseguró que el ex magistrado intentó presionarlo para acordar un encuentro con jugadores de las divisiones inferiores del club de Avellaneda “para darles ánimo”.

‘Cuando apareció el tema de los abusos a menores en Independiente, que todo motivó una actuación judicial, con personas detenidas y prisiones preventivas dictadas, yo dije: "Seguro que algún punto de contacto van a encontrar. Porque yo estoy marcado con lo que me pasó en el año 1998, en Spartacus”, dijo Oyarbide en Radio 10. 

Oyarbide sostuvo que “hay una actitud muy clara y definida de colocar imágenes en las mentes de las personas que no concuerdan con la realidad”, en referencia al episodio ocurrido hace 20 años cuando filtraron imágenes de cámaras ocultas que mostraban al ex juez saliendo de Spartacus, un prostíbulo que funcionaba en Barrio Norte. 

Con respecto a las acusaciones de Cantero, dijo que se encontró con él “en una o dos oportunidades” y mantuvo conversaciones sobre “los inconvenientes que tienen los chicos”.

"Contá conmigo, si vos necesitás, en algún momento me puedo acercar y hablar. Como fui 22 años juez federal, quién mejor que yo para explicar las consecuencias de estupefacientes y de todo tipo de adicciones. Porque también hay adicción al sexo y a las compras", aseguró Oyarbide sobre su conversación con Cantero. 

La fiscal del caso, Soledad Garibaldi de la UFI N°4 de Avellaneda, resolvió llamar a declarar el lunes como testigo al ex presidente de Independiente luego de que en una entrevista asegurara que Oyarbide lo presionó para visitar a los chicos de la pensión porque quería “darle ánimo”. Hasta ese momento, el ex juez no había sido mencionado en la investigación y no tiene ninguna imputación.

"Me dijo que había hecho un curso de oratoria y que podía darle ánimo a los chicos. Me explicó que podía asesorar al club porque teníamos muchos problemas judiciales”, aseguró Cantero a FM Milenium, y confirmó que el ex magistrado lo invitó tres veces a almorzar para intentar torcer el “no”.

Las fuentes de la causa consultadas precisaron que a pesar de la citación a Cantero, quien estuvo a cargo de Independiente entre 2011 y 2014, la investigación no se orienta hacia el club sino a lo que ocurría dentro de la pensión donde se alojan los chicos que llegan desde el interior del país y no tienen recursos para poder alquilar un departamento.