Por Fernando Vázquez
fvazquez@cronica.com.ar

Un chico, de 10 años, falleció al ser baleado de manera accidental por su primo, de 13, quien manipulaba un arma de fuego propiedad de sus familiares, en un cruento y dramático suceso que se registró en la localidad bonaerense de Ingeniero Maschwitz, en el partido de Escobar. Habitantes del vecindario aseguraron que el autor del mortal disparo padece de esquizofrenia.

Los voceros del departamento judicial de Zárate – Campana revelaron a cronica.com.ar que la infortunada víctima fue identificada como Emir Martín Meza Montiel, de 10 años.

El hecho se produjo en una humilde finca situada en Calchaquí al 1200, entre Cerro Catedral y Esteban Echeverría, en el denominado Barrio Lambaré, en el citado distrito, en el norte del conurbano provincial, cuando el adolescente, de 13 años y que tiene alteraciones mentales, comenzó a manipular en forma imprudente un revólver 22 largo en el interior de una de las habitaciones y mientras se hallaba en presencia de su pariente.

Repentinamente el arma de fuego se accionó y un certero proyectil impactó en la región torácica del nenito, quien cayó en un charco de sangre.

Vecinos de la zona ayudaron al damnificado y, de inmediato, lo trasladaron a un centro asistencial ubicado en jurisdicción de Garín.

Servidores públicos destinados en la comisaría de Ingeniero Maschwitz (2ª de Escobar) se encargaron de investigar lo ocurrido y, hasta el momento, los diferentes datos que fueron obtenidos en el mencionado expediente demuestran que el revólver que empuñaba el mayor de los pibes se disparó de manera accidental y que el autor del balazo jamás tuvo intenciones de matar a Meza Montiel.

Además se logró establecer, en base a testimonios, que el adolescente que protagonizó la tragedia se encuentra afectado severas alteraciones mentales, ya que padece de esquizofrenia.

Intervino en la causa, que fue caratulada “Homicidio culposo”, el doctor Hernán Gustavo Cerdeira, fiscal perteneciente al Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil del departamento judicial de Zárate – Campana.

La esquizofrenia es una enfermedad mental grave que afecta algunas funciones cerebrales tales como el pensamiento, la percepción, las emociones y la conducta. En cuanto a sus síntomas se engloba dentro de los trastornos psicóticos, aquellos en los que las pacientes pierden el contacto con la realidad.