Un vecino de la familia acusada de secuestrar, abusar y golpear a dos mujeres en la ciudad bonaerense de Bahía Blanca habló con el diario La Nueva y dijo que los hermanos y la mamá "son la manzana podrida del barrio Latino".

Gastón contó que fue amenazado de muerte por Fernando Benítez (uno de los acusados) y su hermano Gonzalo, hace 3 años cuando ayudó a una vecina que pasaba por la casa, en Güemes al 3.700,  y fue mordida por uno de los Rottweiler de los Benítez: "Llamé a la policía y les dijeron que tenían que deshacerse de los perros, pero no hicieron caso; son bastante rebeldes, una vez casi me incendian la casa".

El vecino también dijo que escuchaba peleas de los hermanos con la madre y hasta golpes, pero siempre puertas adentro.
 


A su vez, contó que el padre de los jóvenes fue condenado a 3 años de cárcel por apuñalar a una de sus nueras, de 14 años, pero nunca fue preso. Y los hermanos fueron detenidos varias veces por robo.

"No sé de qué viven. Afuera de la casa siempre estaban con otros chicos tomando cerveza y si entrás a su perfil de Facebook ves que son drogones", sostuvo.