Con miras a evitar que se amplíe la brecha cambiaria entre el dólar oficial y los dólares financieros como el llamado "contado con liquidación" y el MEP, la Comisión Nacional de Valores (CNV) y el Banco Central de la República Argentina (BCRA) dispusieron algunas restricciones a las operatorias que implican pasar de pesos a unidades de la moneda estadounidense.

En primer término, la CNV dispuso una serie de medidas que reduce el plazo mínimo de tenencia de los bonos utilizados para hacer la operación de canje que permite hacerse de dólares en el mercado financiero a 48 horas, pero le pone un cupo semanal a la operatoria.

Mediante la resolución general 895/2021 publicada hoy en el Boletín Oficial, se estableció la disminución del plazo de permanencia de tres a dos días hábiles para personas humanas y jurídicas que compran un activo en pesos y luego lo venden con liquidación en dólar cable. 



La normativa precisó que "este plazo mínimo de tenencia no será de aplicación cuando se trate de compras de valores negociables con liquidación en moneda extranjera y en jurisdicción extranjera". En el caso de operaciones de venta de valores negociables con liquidación en moneda extranjera y en jurisdicción local, "el plazo mínimo de permanencia en cartera a observarse será de un día hábil a computarse de igual forma".

Asimismo, se determinó un plazo de permanencia de dos días hábiles para personas humanas y jurídicas que compran un activo en dólar MEP (Mercado Electrónico de Pagos) y luego lo venden con liquidación en dólar cable; y se redujo de tres a dos días hábiles la permanencia para personas humanas y jurídicas que realizan una transferencia receptora y luego venden el valor negociable con liquidación en dólar cable.

Se dispuso también la disminución del plazo de permanencia de tres a dos días hábiles para personas humanas y jurídicas que compran un activo en pesos y luego realizan una transferencia emisora.

Por su parte, el Banco Central emitió una serie de adecuaciones en la normativa general que permite el acceso al mercado único y libre de cambios (MULC) a los grandes jugadores.

El BCRA estableció que las entidades financieras deberán requerir una declaración jurada de las empresas que acceden al mercado de cambios de que, por 90 días antes y 90 días corridos después, no han concertado ventas en el país de títulos valores con liquidación en moneda extranjera o canjes de títulos valores por otros activos externos o transferencias de los mismos a entidades depositarias del exterior.

En ese documento, deberán declarar todos los CUIT de las personas humanas o empresas que estén dentro de la compañía, lo que impide que en una misma empresa se use una identificación para acceder al dólar oficial y otra distinta para operar el dólar en la Bolsa.