Por Damián Juárez
djuarez@cronica.com.ar

Salta elige este domingo en las urnas a su gobernador, además de legisladores provinciales, intendentes y concejales, en unos comicios que pondrán fin a 12 años de gobierno en la provincia del peronista Juan Manuel Urtubey, quien no puede ser reelecto y pese a su filiación partidaria nunca comulgó con el kirchnerismo. De hecho, el gobernador saliente terminó en los últimos comicios federales protagonizando junto con Roberto Lavagna la boleta de Consenso Federal.

Quien aparece con mayores chances en la previa es Gustavo Sáenz, intendente de la capital provincial y que acompañara a Sergio Massa como candidato a vice en la elección presidencial de 2015. Sáenz encabeza un frente que lleva su nombre, Sáenz Gobernador, y que es una mezcla de sectores de derecha y conservadores, junto con otros peronistas y vecinalistas. Allí están agrupados, por ejemplo, el PRO junto con una decena de partidos y agrupaciones provinciales.

El segundo candidato con chances es Sergio Leavy, del Frente de Todos, quien está al frente de una propuesta que agrupa a sectores kirchneristas, peronistas y de izquierda.

También se presenta como candidato Alfredo Olmedo, quien se hizo famoso por recorrer los estudios televisivos con sus camperas amarillas y sus posturas firmes, entre ellas respecto de los beneficios del servicio militar obligatorio. Olmedo nuclea bajo su candidatura a sectores del radicalismo y del Partido Renovador salteño, entre otros.

Completan la nómina de los cinco postulantes a la gobernación Pablo López, aglutinando desde el Frente de Izquierda a agrupaciones como el Partido Obrero y el MST, y el Frente Grande, que lleva como candidata a Elia Fernández.

En Salta rige como sistema de votación la Boleta Única Electrónica, que ya se usó en su momento en la ciudad de Buenos Aires en comicios municipales. La ventaja en la previa a favor de Sáenz surge de tomar en cuenta los resultados de las PASO provinciales, cuando obtuvo el 42% de los votos frente al Frente de Todos con 32%. Olmedo logró en ese momento el 19% y la izquierda y el Frente Grande, en torno a un 5% entre ambas propuestas.

Denuncia del PJ

En las últimas horas, el apoderado del PJ a nivel nacional, Jorge Landau, aseguró que esa fuerza política no tuvo acceso, a partir de sus fiscales informáticos, al control de los comicios. "No les permiten participar del escrutinio a nuestros fiscales informáticos. Tenemos denuncias fundadas de que se están escondiendo las máquinas para voto electrónico en casas y depósitos particulares y no en locales habilitados para tal fin", indicó Landau, quien adelantó que ya se están realizando las denuncias judiciales pertinentes.

A la hora del análisis final en la previa de las urnas, Leavy, a pesar de haber quedado a diez puntos de Sáenz en las PASO, buscó nacionalizar la campaña y verse beneficiado con el triunfo de Alberto Fernández como presidente. Sin embargo, el último tramo de la campaña salteña no contó con la visita ni del presidente electo ni de Cristina Fernández de Kirchner. Además, Leavy sabe que no todo el porcentaje que sacó en las PASO el Frente de Todos le pertenece, ya que en esa instancia él jugó una interna y los votos de su adversario podrían irse a otros espacios.

Sáenz encarna en parte al PRO de la provincia, donde no tiene peso, pero tampoco es el candidato de Macri, ya que basa su candidatura en un armado que reúne a decenas de partidos y agrupaciones salteñas y sin referencia nacional. De hecho, el radicalismo, que a nivel nacional es parte de Cambiemos, en Salta participa con Olmedo. Todas estas particularidades hacen que la elección sea bien provincial y esté apartada de los análisis nacionales.

Ver más productos

San Gregorio Taumaturgo.

La Iglesia recuerda a San Gregorio Taumaturgo

Macri planea resolver la transición por decreto

Macri planea resolver la transición por decreto

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

El Vaticano contra “la manipulación de la religión”

Ver más productos