La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, afirmó que en el país hay una " Policía de brazos caídos" y señaló que su gestión está "cambiando esa filosofía". También detalló que "el 99% de la gente que muere por un arma de fuego en Argentina, muere a manos de un delincuente".

Al defender el nuevo reglamento sobre el uso de armamento en las fuerzas federales aseguró que "lo que tiene que tener la fuerza de seguridad es la capacidad de accionar para defender a la sociedad, si el reglamento solo le permite defenderse a si mismo y no defender a terceros, entonces no es policía"

"El país viene de una vieja historia, la dictadura, que le fue sacando la capacidad de acción a la Policía hasta que llegamos a una Policía de brazos caídos", declaró.

Y agregó: "Desde que llegamos estamos cambiando esa filosofía. Lo estamos haciendo. Queremos fuerzas que puedan cumplir con su rol. Diría que ese fue un compromiso que nosotros tomamos con nuestro electorado: la lucha contra el narcotráfico, la lucha para tener mejor seguridad y la lucha para que la figura central sea la víctima y no el victimario".

También subrayó que la situación de inferioridad en la que estaban las fuerzas federales frente al delincuente los dejaba inermes a la misma fuerza y a los ciudadanos.

Por otro lado, aclaró que solo se puede utilizar el arma de fuego frente a una situación de inminente peligro, de riesgo de vida o de gravísima situación de los mismos miembros de las fuerzas de seguridad o de terceros.

En este sentido indicó que ahora van a poder proteger a la ciudadanía, no van a tener que esperar a ser atacados por el delincuente y aseguró: "Si los reglamentos de usos de las armas de fuego son como el que dimos, claros y transparentes, vamos a tener una sociedad ordenada que tenga claro dónde está el bien y dónde está el mal".

El reglamento general oficializa el empleo de las armas de fuego por parte de los miembros de las fuerzas federales de seguridad que entre otras cosas permite que la policía dispare contra personas que huyen.

La resolución es la 956/2018 y fue publicada este lunes en el Boletín Oficial con la firma de la ministra de Seguridad Patricia Bullrich.