Con la primavera cada día más cerca, las escapadas de fin de semana se convierten en una salida más que atractiva para disfrutar los distintos pueblos y localidades bonarenses especiales con viajes muy cortos.

Desde ambientes naturales, hasta comida local de calidad y sitios históricos, entran en el abanico de posibilidades que tienen tres destinos muy cercanos desde la Ciudad de Buenos Aires.

 

Paseo por Tomás Jofré, un pueblito marcado por el ferrocarril

En primer lugar, podemos ubicar en el mapa y en la agenda a Tomás Jofré, el pueblo que en realidad se llama Jorge Born, pero es conocido con ese nombre por la histórica estación de trenes.

Con solo 105 km que la separan de la Capital Federal, los viajeros pueden llegar hasta allí en aproximadamente una hora y media en auto.

Tomás Jofre, el sitio perfecto para una escapada.
Tomás Jofre, el sitio perfecto para una escapada.

Durante el paseo por sus calles, los visitantes del pueblo antiguo literalmente harán un viaje al pasado y conocerán la historia de cada rincón. Además, Tomás Jofré es muy popular entre sus habitúes porque cuenta con una oferta gastronómica mágica.

Los restaurantes con fachadas de otras épocas y las hermosas vistas del lugar son el escenario perfecto para disfrutar un buen asado, tomar vino y comer un postre bien dulce disfrutando de la tranquilidad de la zona.

Villa Lía: la escala mágica dentro de Areco

Dentro del Partido de San Antonio de Areco se encuentra este pueblito particular que se convirtió en una escala ineludible y tiene todos los requisitos para planear una escapada de varios días en familia o en pareja.

Se trata de Villa Lía, el sitio ubicado a unos 130 km de CABA a donde se puede arribar en casi dos horas.

Villa Lía, el paseo imperdible para un finde.
Villa Lía, el paseo imperdible para un finde.

En Villa Lía los viajeros también se puede transportar hacia el pasado cuando dan una caminata por sus pocas calles y visitan los lugares con muchos años de historia.

Al tener una sola arteria vial asfaltada, todo el pueblo mantiene intacta su magia campestre que la distingue de otros lugares de la provincia.

Entre sus principales atractivos imperdibles para recorrer están la Capilla San José, el Museo Los Rostros de la Pampa y la Plaza José Hernández.

Son sitios que permiten conocer el encanto de Villa Lía y de su población. También se puede aprovechar la escapada para disfrutar ricos platos en sus restaurantes locales con mucha fama.

Chascomús, el destino que nunca pierde su encanto

Finalmente, el tercer destino especial para tener en cuenta dentro de Buenos Aires es Chascomús. Una de las más tradicionales escapadas cortas para hacer desde Capital Federa, ya que los 125 km de distancia se realizan en cerca de dos horas de viaje.

Laguna de Chascomús.
Laguna de Chascomús.

Esta ciudad sigue siendo una de las más elegidas para descansar por varias razones. Sus llamativas calles que permiten hacer paseos divertidos, sumado al atractivo natural que representa la laguna.

Este espejo de agua que se puede recorrer en bicicleta, auto o caminando, es uno de los lugares típicos para los miles de viajeros que llegan cada año. Obviamente, es sitio ideal para pescar o hacer un picnic en familia en la costanera.

 

Por su puesto, el casco histórico es muy atractivo para tomar las mejores postales y se puede conocer el famoso Palacio Municipal. Otra foto infaltable es en la Catedral Nuestra Sra. de la Merced. Finalmente, el Centro Cultural Municipal Vieja Estación y Museo Ferroviario, son dos sitios para tener en cuenta.

Ver comentarios