El escándalo recorrió el mundo y desde hace días tiene en vilo, sobre todo, a los usuarios de las redes sociales. Todo comenzó el pasado sábado cuando Wanda Nara subió un fuerte frase a sus historias de Intagram: “¡Otra familia más que te cargaste por zorra!. De inmediato, y antes de que comenzaran los rumores, ella le habría confirmado a alguien de su entorno la separación de Mauro Icardi, con quien se casó hace siete años y con quien tuvo a Francesa e Isabella.

Al parecer, la crisis entre Wanda e Icardi fue provocada porque la rubia habría descubierto un intercambio de mensajes entre el futbolista y Eugenia "China" Suárez. Y aunque la actriz lo desmintió y pidió que dejen de involucrarla, los rumores no paran de crecer.

Fue así que la empresario abandonó la capital francesa y tomó un vuelo privado con destino a su casa de Milán, Italia. Lo hizo acompañado por las dos niñas, ya que sus treshijos mayores pasan tiempo con su padre, Maxi López.

Horas más tarde, llegó allí el jugador de PSG, quién se ausentó al entrenamiento del domingo justificando que debía ocuparse cuestiones familiares. Desde allí, publicó fotos que generaron más desconcierto: junto a una serie de fotos con sus hijos expresó: “Feliz Día Mamucha". Luego, subió una historia en la que se lo veía recostado sobre el pecho de la modelo, a quien no se le veía el rostro, pero si su mano cerrada y un enorme anillo de brillantes en su dedo.

Desde estonces sus respectivas redes estuvieron inactivas, pero este lunes, alrededor de las 10 de la mañana de Italia (5 de la madrugada en Argentina), Wanda retomó su actividad virtual. Buen día”, escribió en su Instagram en el que tiene más de ocho millones de seguidores.

En una historia, tomó una foto en la que se muestra una taza de Alicia en el país de las maravillas en una mesa ratona, unas botas de Louis Vuitton y, lo más importante, con su mano “vacía”, y con un fuerte mensaje: “Me gusta más mi mano sin anillo”, sostuvo la empresaria junto al emoji de un anillo similar al que horas atrás tenía en la foto que había publicado el delantero del PSG.

La foto de Wanda Nara sin anillo.

Se todas formas, Wanda aún mantiene el apellido del futbolista en su usuario de Instagram,   @wanda_icardi. Esto útimo es importante, ya que cuando se separó de Maxi López, lo primero que hizo fue quitar el apellido de él en sus perfiles en las redes sociales.

Además, si bien borró las últimas fotos que había publicado en su feed, aún sigue teniendo imágenes de su marido en las redes sociales, tanto en viajes anteriores, en meses pasados. Así como también en sus Historias Destacadas.

Los tatuajes de Wanda e Icardi

En el caso de que la crisis matrimonial termine en una separación, más allá del divorcio, conflictos laborales -ella es su representante- y un posible conflicto por la división de bienes, la pareja tendrá otro dolor de cabeza: los tatuajes.

Wanda Nara lleva tatuado el nombre Mauro en uno de sus dedos de su mano izquierda. Él, por su parte, tiene tatuado el nombre de ella, su cara, números que caracterizan a la pareja y también a los tres hijos que la modelo tuvo con Maxi López, así como también los nombres de las dos niñas que tuvieron juntos.

Algunos de los tatuajes de Mauro Icardi dedicado a Wanda.

Ver más productos

Harry Potter: 20 años después de su estreno vuelve a las pantallas

Harry Potter: 20 años después de su estreno vuelve a las pantallas

Colección Agatha Christie de Planeta de libros

Agatha Christie, la autora más leída después de la Biblia y Shakespeare

Ver más productos