Después de idas y venidas, rumores y desmentidas, finalmente L-Gante y Tamara Báez se separaron. Si bien aún no salieron a confirmarlo, ella dejó varios indicios en las redes sociales que darían por sentada la contundente versión periodística.

Tras cinco años de pareja y una hija en común, el cantante de cumbia del momento y su pareja, la influencer Tamara Báez, le pusieron punto final a su vínculo que venía con cortocircuitos desde hacía largos meses.

 

Si bien en varias ocasiones ambos se habían encargado de desmentirlo, tanto la prensa como sus fans venían sospechando que la relación entre los jóvenes no pasaba por su mejor momento y que venía de larga data.

Báez, como tiene acostumbrados a sus seguidores, subió hace unas horas algunos mensajes a sus redes sociales que no hicieron más que alimentar las versiones de una inminente ruptura: “Solita vivo la vida minuto a minuto” publicó en su cuenta de Instagram, texto que acompañó con una foto.

La encargada de dar la primicia del quiebre final de la pareja fue la periodista de espectáculos Estefanía Berardi, quien en el programa LAM reveló que Tamara y L-Gante “van y vienen porque tienen muchas discusiones. Ayer él no volvió a la casa a dormir, se quedó en otro lado, ella a través de sus redes daba pistas. Hoy te digo que están separados. No sé si se volverán arreglar como ya pasó”.

Las señales que acabaron en la ruptura final

Hace algunas semanas, y luego de un período de paz, la ahora ex pareja había dejado de seguirse en las redes sociales, por lo que las sospechas de una crisis comenzaron a calentarse nuevamente.

"Nunca nos seguimos en Instagram, porque hubo peleas anteriores en que nos dejamos de seguir y jamás nos volvimos a seguir. Esas son boludeces de ustedes nomás, porque nunca nos seguimos", había declarado Elián Valenzuela ante la consulta intrigante de una notera.

En tal sentido, Berardi contó:Discuten mucho con Tamara, van y vienen, por eso nunca se siguieron en las redes. Fue un acuerdo que tuvieron. Ella no se lleva con la mamá de L-Gante. Tuvieron un conflicto y desde ahí no se juntaron tanto. Ella pasó la noche sola, la pasó muy mal y L-Gante no estaba”.

Tamara Báez y L-Gante tienen una hija de 11 meses llamada Jamaica.

Como para terminar de germinar el terreno de la separación, esta semana L-Gante se reunió a comer un asado en su casa junto a Marcelo Tinelli y el productor Chato Prada, debido a la participación del cumbiero en el reality show Canta Conmigo Ahora. A dicha reunión, Tamara no fue invitada y explotó de furia.

 “Todo vuelve. A mí me dejaron sola y esto no lo olvido más. Gracias a dios ahora Jami está con mi mamá. Re desilusionada”, publicó la influencer en sus redes, mensaje que luego eliminó.

Ver comentarios