Como en aquellas memorables películas "Luces de variette" (1950) y "Noche de circo" (1953), de los maestros Federico Fellini e Ingmar Bergman respectivamente, el payaso en esta oportunidad no experimenta la alegría del contacto con su público: los chicos. En cambio, padece una profunda angustia e impotencia que hace mella en su corazón. Lejos de las risas, el momento personal de Piñón Fijo fuera de los shows y escenarios tiene matices de dolor. El payaso icónico de la televisión, que desde hace años también se brinda en sus obras teatrales, atraviesa un momento familiar complejo.

Detrás de su maquillaje, Fabián Alberto Gómez (nombre real del artista) vive un drama con sus nietos, ya que no puede verlos a raíz de un conflicto interno de familia. Separado de su esposa, con quien mantuvo una relación de más de treinta años y de la cual tiene dos hijos -Sol y Jere-, Piñón Fijo hizo pública una imagen en su cuenta de Instagram que llamó la atención de los seguidores y despertó el interrogante en el mundo del espectáculo.

El payaso subió una foto en la que se puede ver a Luna, su nieta, y la siguiente lectura: "¡Mi loquita hermosa! Nos volveremos a ver y disfrutaré de tus abrazos. ¡Te amo y te extraño!", mencionando a su hija Sol (mamá de Luna) y agregando dos hashtags que decían "#derechonietos" y "#derechoabuelos".

De aquí surgió el disparador para conocer e interiorizarse sobre la situación. Según se detalló en el programa "Intrusos", la separación del artista y su mujer fue el quiebre de todo tipo de relación con la familia. Incluso, Piñón Fijo trabajaba con sus hijos, algo que dejó de ocurrir en los últimos shows, con el payaso brindando sus espectáculos ya solo en el escenario.

La foto que dejó en evidencia el presente de Piñón Fijo.

"Se separó de su mujer y a partir de ahí perdió toda relación con los hijos, con Jere y con Sol. Y a Sol, que es mamá de Luna, muy apegada a Piñón, desde que pasó todo esto no la puede ver", explicó el periodista Pablo Layús. Y agregó: "Su hija Sol fue mamá hace poco de otro hijo, León. Y Piñón no conoce a su nuevo nieto, que tiene 7 meses".

Toda esta situación llevó al payaso a tomar cartas en el asunto e inclinarse a hacer un descargo a través de sus redes sociales, dando cuenta del duro momento personal que está atravesando, con la esperanza, quizás, de acercar posiciones con esa parte de su familia. Por otra parte, el artista se encuentra evaluando, de manera firme, la posibilidad de resolver esta circunstancia desde el plano estrictamente legal.

Piñón Fijo en disputa con sus dos hijos.